Clear

11°C

Clear

Clima:

Libros. Creo más en la Virgen que en la Unesco

Jesús Mil Veces.- No le creo a la UNESCO cuando afirma que México está en el lugar 107 de 108 en el consumo de lectura de libros. Tampoco al decir que anda bajo en habitantes de clase media comparado con otros países, cuando cita a los que tienen  economía más baja que la mexicana.

Lo que informa la ONU para la Educación y Cultura, es para eso: cultura. Y lo del Banco Interamericano de Desarrollo es sobre economía. Lo primero se evalúa a criterio; lo segundo a números donde se juega dinero y equivocarse cuesta. En aquello puede cobrarse a Gobiernos por evaluarlos bien.

Sería como esa especie de chantaje a la que se enfrentó el Gobierno cuando peritos argentinos vinieron a ver si habían quemado cuerpos en Ayotzinapa. La primera investigación dijo que sí, la segunda que “quién sabe”. Pero cada peritaje costaba millones.

No se lee lo suficiente, pero no se anda tan bajo. Pongo de referencia los Juegos Centroamericanos, aunque pareciera absurdo, porque ¿qué tiene qué ver el deporte con la lectura y la clase media?- Mucho, porque los participantes en torneos internacionales son estudiantes o profesionistas. Deporte es cultura.

En aquel torneo México fue primer lugar, Colombia 2º y Cuba 3º. Aunque  califican arriba por medallas de oro, lo correcto es por el total que refleja la calidad de competidores cuyas diferencias son de minutos, segundos y fracciones de segundo. Por eso Cuba 3º pese a que sus participantes son profesionales por razones de  Estado.

Si un país que gana 341 medallas anda tan bajo en clase media y lectura, entonces México es mal ejemplo. Se consideraría que con iletrados y pobreza se sobresale en educación física.

La segunda razón es el número de Editoriales, que no es poco (vea Internet). 3ª, infinidad de imprentas son las editoras para autores de provincia. 4ª, número de universidades que publican autores del Campus. 5ª, número de librerías y  6ª número de autores.

En HOY hay más de 5 autores de libros: Aracely, Barraza, Valles, Herrera, Faljo, Aída, Walter. Los dos cartonistas con varios libros, y perdón por los que falten. En El Diario, Cecilia, Murillo, Adelita, Catón, Riva, Sarmiento. Y faltan.

Que se visite poco a bibliotecas y lo diga la ONU, mil disculpas por sospechar que cobra por evaluar. Si los textos gratuitos tienen tirajes de millones, y si en Secundaria y Prepa exigen leer novelas, no puede tener México 107 lugar en lectura. Se lee poco, cierto. Por eso que Andrés Manuel viva de las regalías de sus libros, es una mentira aún más grande que las de la UNESCO.

Más en esta categoría: « En la Hoguera Me lleva la tristeza »