Cloudy

5°C

Cloudy

Clima:

Los Firmes de Juárez

Walter Schaefer.- Todo inició hace ya dos generaciones. Don Enrique Puentes de León, tecladista y  Doña Guadalupe, integrante de rondalla. Su hijo -el hoy empresario de espectáculos  Julio Ortiz- inició como Disc Jockey en sitios célebres en nuestra historia como Bocaccio 2000, Willi’s, Vértigo, Amadeus, Tequila Frogs y posteriormente representaría por temporadas a Jazziel, Mario Carreón así como el Mariachi del Torito Jáuregui y el Ases de América.

Dos de sus hijos -Kevin y Héctor- en ese entonces  de catorce y doce años de edad, respectivamente, integraron el Ensamble Rarámuri, con  guitarra y bajo eléctrico bajo el brazo. El trío lo complementaba el requinto Felipe Rodríguez. Los pequeños escucharían los primeros vítores en certámenes inter-secundarias donde llegarían a obtener tercer y segundo sitio estatal en la categoría de Balada.

Los años transcurrieron y los ahora adolescentes decidieron incorporar nuevos integrantes y con ello mayor diversidad y sonido. Firmes en el propósito, de ahí su nombre.

Así, a los Ortiz: Héctor (bajoquinto y primera voz) y Kevin (bajo eléctrico y segunda voz) se incorporaron José Luis González y su acordeón, Luis Molina en la batería y Óscar Rodríguez al saxofón. Esta historia merece sitio aparte: originalmente guitarrista, su sonido se perdía e incluso se antojaba redundante.

Una conversación a fondo con el representante develó la incómoda situación para ambos: quien advertía un instrumento innecesario y quien sentía su sitio incierto en la agrupación. Los años de experiencia de Don Julio ofrecieron la solución: el integrante sería ahora saxofonista. ¿El único problema? Óscar jamás había tenido siquiera uno en sus manos. El promotor lo adquirió y obsequió y hoy el instrumento acompaña prácticamente la totalidad del repertorio de Los Firmes de Juárez.

Tras el necesario tiempo de preparación a fin de convertir el pasatiempo en profesión, se declararon listos: la suerte les acompañó desde el primer día: su tema “Me Enredaste” ha llegado incluso a República Dominicana y ha recibido el dudoso honor de la piratería.

En efecto, el mercado negro solo se orienta a lo que vende. En el año 2016 integraron la terna Revelación Norteña por el Sindicato de Músicos de Ciudad Juárez. En 2018 -que aún no inicia- se encuentran ya nominados en la Terna Ranchera El Paso Texas, así como a Los Premios de la Gente.

En la Feria Expo 2016 además de alternar con el reconocido dueto Miguel y Miguel vivieron la alegría de escuchar al público acompañar su tema estrella: “El Corrido más Firme”, de corte autobiográfico. En la actualidad, en etapa final de la grabación de su primer disco “Pisando Firme”, la estrategia será el lanzamiento, su inclusión en plataformas y finalmente la inclusión en concierto.

La experiencia de ser el grupo abridor  de Los Terrícolas, Los Pasteles Verdes, La Sonora Santanera, Los Silver y Los Frontera, entre otros, les ha permitido adecuarse a todo público sin renunciar a su esencia.

Los hermanos Ortiz -Héctor en su carácter de Director Musical del grupo- admiran a Julión Álvarez y Grupo Pesado, sin olvidar el reconocimiento a Intocable por las variaciones logradas en la música norteña.

Polifacético, al padre y representante le fue ofrecida la producción del programa “Tu RitmoTV” por la empresa Televisa. Hoy, los herederos del clan conducen el programa que integra publicidad comercial avanzada con atractivos turísticos y por supuesto oportunidad a nuevos valores musicales. Sábados 1.30 pm Canal 32.1.

La base del creciente éxito no es tan solo la obvia calidad musical, sino la unión y respeto entre ellos y hacia el padre que en ocasiones es tan solo el estricto manager. Como anécdota recuerdan cuando en pleno concierto el acordeonista sufrió la rotura de una de las correas, debiendo realizar verdadera acrobacia para concluir la pieza; o su estancia en el poblado de Samalayuca donde una pequeña les solicitó el acordeón sorprendiéndolos con verdadera maestría.

Para concluir la entrevista Héctor -ante el abarrotado sitio donde conversamos- interpretó a capela… ¡un aria italiana! perteneciente a conocida ópera. En fin… Nada debiera sorprender cuando el talento existe.